Sinopsis: Valeria está inmersa en una vorágine emocional.
Valeria acaba de publicar su novela y tiene miedo a las críticas.
Valeria se está divorciando de Adrián y no es fácil.
Valeria no sabe si quiere tener una relación con Víctor.
Y mientras Valeria teme, llora, disfruta, sueña…
…Lola no sabe qué hacer con Sergio. Se siente sola.
…Carmen se ha despedido y lucha por comprender a Borja, su novio y antiguo compañero de trabajo.
…y Nerea se levanta cada mañana con náuseas.

Recuerden que deben haber leído “En los zapatos de Valeria” antes de empezar “Valeria en el espejo” o no entenderán nada.

Reseña: Ya se encuentra en librerías el segundo libro de la saga Valeria que hará que volvamos a adentrarnos en el complicado mundo de las mujeres.saga-valeria-valeria-en-el-espejo-2013-844832_w650

Este libro continúa justo desde el final del anterior. Valeria ha terminado su matrimonio de 10 años con Adrian y no sabe qué será de su vida. No sabe si seguir hablando con Victor ni si tomó la mejor decisión. Está en una completa inestabilidad emocional y para peor se suma la inestabilidad económica que hace que no pueda salir a disfrutar tanto como le gustaría.

Pero poco a poco descubre que Victor la sigue haciendo temblar con solo una mirada y vuelve a enredarse en este juego en donde se siente como una adolescente alocada a la que no le importa nada ni nadie, solo ser feliz y sentir el placer de estar con el chico que le gusta.

Me encanta lo inmoral que son Victor y Valeria y disfruto de cada capítulo donde están juntos. Lo malo es que ella es de la vieja escuela y se está enamorando por lo que quiere formalizar pero él no quiere ponerle nombre a lo que tienen y solo desea disfrutar del presente sin pensar en un futuro juntos.

“Nunca me había sentido así. No sé decirte qué es, pero… es tan… Me siento completa con él, ¿sabes? Me hace reír, encajamos en la cama, me abraza, me aprecia y supongo que a su manera me está haciendo feliz.”

Me sentí identificada con Valeria en momentos puesto que a veces estamos tan inseguras de todo que esperamos que la relación se acabe y así tener una vida más simple, sin hombres irresistibles que pongan nuestro mundo de cabeza. Pero por otro lado está esa fantasía de creer que logramos atrapar al chico malo que cada fin de semana tenía una nueva conquista e iba rompiendo corazones, esa fantasía que nos hace sentir que somos especiales.

“Todas hemos fantaseado alguna vez con el hecho de coger a ese hombre incorregible y hacerlo nuestro perrillo faldero.”

Lola por su parte sigue cayendo en las redes de Sergio pero se está cuestionando seriamente su estilo de vida. La chica ruda está empezando a desear sentirse amada pero no sabe si tener pareja estable es algo que la haría realmente feliz.

“Quizá estaba aquejada del síndrome de Peter Pan y no se sentía aún preparada para el compromiso.”

Me río mucho con lo deslenguada que es esta chica, es parecida a mí en el sentido de querer saber los detalles sucios de sus amigas y decir chistes un poco desubicados pero sin mala intención. En todo grupo debe estar esta amiga que te diga directamente lo que piensa sin importar lo dura que pueda ser la verdad.

Carmen está de lo más feliz con Borja pero no pueden vivir en una burbuja por siempre y en este libro vemos una situación que a muchas mujeres les pasa y no es muy agradable: que la madre de tu novio te odie. Borja es ese hijo cuya madre no quiere compartir con ninguna mujer, ese hijo que quieren que viva con ellos por siempre y Carmen tendrá que usar todas sus armas para lograr que él la elija ante todo. Además veremos como enfrenta las constantes humillaciones de parte de esta suegra del terror.

“Primero los besos, después las caricias, luego el sexo y las palabras de amor. Las promesas, los planes y, poco a poco, la vida en común.”

Nerea es con la que más empaticé en esta historia. Esta chica que trata de ser siempre la mujer ideal con modales del siglo pasado descubre que está embarazada, algo que para su familia sería una deshonra total puesto que no está casada. Ella analiza todo fríamente y decide que lo mejor es abortar, decisión que las demás amigas no toman muy bien. Me encanta la forma de tratar el aborto, acá queda demostrado que debería ser algo permitido para todas las mujeres porque cada una tiene sus razones de peso para hacerlo.

“Lo he pensado. No quiero tenerlo y quiero acabar con esto cuanto antes. Ha sido un accidente. No es mi culpa que fallara mi anticonceptivo. Yo no soy una adolescente irresponsable.”

Además Nerea es un tanto especial, una mujer calculadora que quiere que su vida sea perfecta. Da un poco de miedo su forma tan insensible de ser. Lo más terrible es que hay muchas mujeres que son de esta forma, que ven a los hombres como algo que tiene que encajar con sus estilos de vida y logran esa familia superficialmente perfecta pero a cambio de una eternidad sin sentir el amor y la pasión de estar con alguien a quien amas ciegamente.

“Ella buscaba a un hombre muy concreto que encajara en la vida que quería tener, pero no buscaba el amor.”

Lo mejor de este libro es el final, todas las chicas logran importantes cambios en su vida. Salen de su zona de confort y deciden rebelarse contra el mundo. Yo estuve impactada las últimas cien páginas. Mi corazón sufrió y debo decir que la historia hizo que me cuestionara mi propia vida y mi relación amorosa. No fue para nada una lectura ligera sin sentido. Este libro cambió mi vida.

Valeria en el espejo es un libro que toda mujer debe leer. Es entretenido, interesante y nos narra de forma cruda y real lo engañoso y complicado que puede ser el amor. Vemos como los hombres ponen nuestra vida de cabeza pero nos encantan de todas formas. Además nos deja con la sensación de que las mujeres podemos lograr lo que queramos si nos lo proponemos.

“Y es que las mujeres solemos infravalorarnos continuamente. Si nosotras quisiéramos y lo creyéramos, el mundo sería nuestro.”

Le puse 5 estrellas en Goodreads porque amé cada página.

Comentarios