IMG_7748

Yo casi llegando a los 30 hago un recuento de todos los eventos “nerds” a los que he ido. Y, la verdad de las cosas, que año a año Festigame es uno de los pocos en Chile que logran sorprenderme gratamente. Quizás es porque amo los videojuegos y son mi foco de atención, quizás es porque soy súper mañoso en el tema de organización (mi profesión tiene ene que ver con eso) o quizás simplemente soy “público cautivo de la marca”. Festigame brilla con luz propia; han ido construyendo un camino hace más de 5 años, comenzando desde abajo como evento y marca propia. Pulso a pulso, palmo a palmo y hoy no necesitan prácticamente de nadie para ser reconocidos y eso habla bien de ti, como organización y de tu evento como atractivo.

Yo me preparo, física y mentalmente, para Festigame año a año porque como prensa es un desafío titánico cubrir 4 días, caminar, tomar fotos, entrevistas, cuñas, cosplay, detalles y estar más de 9 horas concentrado en obtener toda la información posible. Recordemos que Festigame es la muestra más grande de videojuegos de Chile y, las empresas, traen títulos exclusivos para los jugadores, la prensa y los fanáticos. Por eso cuando vas a jugar en muchos stands (como el de PlayStation) no te dejan tomar fotos de la pantalla misma o grabar un video porque son exclusivos.

IMG_7841

Los comics, artículos y productos a la venta estaban al lado izquierdo en hilera, bien posicionados para que pudieses encontrar el producto que buscabas sin tener que moverte de un extremo a otro de Espacio Riesco.

Este año, Festigame, se trasladó con todo a Espacio Riesco. Espacio utilizado por otro evento muy parecido pero con resultados paupérrimos y yo, sentía una curiosidad gigantesca, de saber si Festigame podría estar a la altura de utilizar bien la distribución del espacio. Los precios de los comestibles son casi siempre los mismos pero, ahora usaron la parte abierta que está atrás de Espacio Riesco para desplegar un extenso patio de comidas, no como los años anteriores en donde esto se hizo bajo unas carpas con una temperatura absurda y junto al escenario externo en el que se lleva a cabo la competencia de cosplay. Por ende o comes o ves la competencia y eso era bastante incómodo.

IMG_7772

Las marcas grandes ocupaban el centro del recinto; Movistar, PlayStation, Xbox, Ubisoft, Electronic Arts y Twitch

Ahora, al núcleo del asunto; me gustó muchísimo que este año cada uno de los tipos de juegos estuvieran agrupados según categoría. Había segmento de Fighters, Racing, Shooters y Gamers Kids, este último es algo nuevo que le entregó un rincón especial para los más pequeños, que nos demuestra que este año sí se pensó de lleno en ampliar la experiencia a la familia. Las marcas grandes ocupaban el centro del recinto; Movistar, PlayStation, Xbox, Ubisoft, Electronic Arts y Twitch. Los comics, artículos y productos a la venta estaban al lado izquierdo en hilera, bien posicionados para que pudieses encontrar el producto que buscabas sin tener que moverte de un extremo a otro de Espacio Riesco. Los 3 escenarios de eventos desplegados estuvieron excelentemente ubicados; el primero de Fanta Zero donde la gente podía bailar Just Dance y participar de concursos, el segundo al final del recinto, escenario que era el principal donde se mostraban a los invitados y se daban charlas sobre juegos, Twitch, tecnología, etc. Y atrás, el escenario cosplay dentro de una carpa que tuvo el espacio suficiente para desplegar los trajes, el aparataje, albergar al público e incluso un domo con la cámara 360 para los participantes, notable.

IMG_7762

El stand con Realidad Virtual puso la cuota de actualidad al evento; los 4 módulos con lentes HTC fueron una de las cosas que más me gustaron. Tuve la fortuna de probarlos y son geniales.

Respecto a lo montado por Riot Games, con League of Legends, es sin duda uno de los montajes más producidos que he visto. Todo el sector dedicado el juego fue pensado para y por los fanáticos; la tienda que estaba dispuesta para adquirir los productos tenía de todo. El sector donde había una pizarra gigante para colocar tu nombre de invocador, la experiencia con la linterna de Thresh, todo. Se pasaron, ¡bien ahí Riot! Todos los likes del mundo para ustedes.

En general, el evento estuvo muchísimo mejor logrado en contraste a ediciones anteriores. Tanto en logística, distribución, espacio, locación, precio, productos y actividades. Además destacar que no tan solo se enfocaron en los gamers, aquellos que pagan su ticket para ir a jugar, probar juegos, conocer novedades, sino que nuevamente tomaron en cuenta a la familia; los papás que, de repente poco y nada saben pero, llevan al hijo porque él es fanático de los juegos, el abuelo que para el día del niño llevó al nieto, el papá o mamá soltero que quiso aprovechar su día de visita para darle al más chiquito un día lindo. Los papás gamers que comparten esa pasión con sus retoños, los papás cosplayers que van en familia como un gran clan para mostrar  todos juntos sus trajes. El tío buena onda, ese tío solterón bacán que te compra todo y no entiende nada pero te hace feliz. Los amigos, que arman el panorama y compran el Gamer Pack y están los 4 días juntos compartiendo lo que aman: los videojuegos. Al final, todos somos parte de Festigame que año a año ha reunido a miles de fanáticos. 45.000 personas pasaron por estos 4 días del evento lo que demuestra que la fórmula incombustible de los videojuegos no agota ya que el público siempre va a asistir en pos de conocer lo que traerá el mercado para la próxima temporada.

IMG_7809

Respecto a lo montado por Riot Games, con League of Legends, es sin duda uno de los montajes más producidos que he visto. Todo el sector dedicado el juego fue pensado para y por los fanáticos; la tienda que estaba dispuesta para adquirir los productos tenía de todo. El sector donde había una pizarra gigante para colocar tu nombre de invocador, la experiencia con la linterna de Thresh, todo. Se pasaron, ¡bien ahí Riot! Todos los likes del mundo para ustedes.

Hay puntos bajos, como en todos los eventos, pero son los mínimos. Como prensa me hubiese gustado contar con un espacio físico para nosotros donde poder sentarnos a redactar, subir notas y también recargar la cámara, el teléfono o lo que necesitemos. No pedimos comida (jajaja), jamás pedimos comida pero si un espacio físico, con conexión a internet que nos permita hacer nuestro trabajo de manera más inmediata. Más que mal, a todos los que no pueden asistir les interesa saber qué es lo que pasa en materia de videojuegos. Este año el espacio usado para las entrevistas estaba junto al Game Show Arena y en muchas ocasiones el ruido de la música era espantoso e incomodaba mucho a todos. ¿Ejemplo? Cuando entrevistamos a Yoshinori Ono. No es culpa de Game Show Arena, el tema es que tampoco puedes colocar un lugar que se supone sería tranquilo, al lado de un montaje con parlantes. Duh.

Buses de acercamiento al metro más cercano; no vi ninguno y si habían jamás supimos a la hora que partían desde y hacia Festigame. Punto a considerar. No todos tenemos auto y muchos cruzan Santiago, la región y gran parte de Chile para asistir al evento. También viene gente de afuera, como Argentina y Brasil, detalle no menor.

Había segmento de Fighters, Racing, Shooters y Gamers Kids, este último es algo nuevo que le entregó un rincón especial para los más pequeños, que nos demuestra que este año sí se pensó de lleno en ampliar la experiencia a la familia.

Había segmento de Fighters, Racing, Shooters y Gamers Kids, este último es algo nuevo que le entregó un rincón especial para los más pequeños, que nos demuestra que este año sí se pensó de lleno en ampliar la experiencia a la familia.

Otro punto que, para muchos es malo, fue el tema de los invitados. Acá tengo sentimientos encontrados porque para mí, Festigame es todo sobre videojuegos y novedades. Hay otros eventos que se basan en el poder de arrastre que tienen sus invitados y que por ahí parten promocionando, vendiendo las entradas, aumentando el hype y cobrando de manera descarada por algo que a ellos les parece correcto. Pero no, con Festigame es distinto; ellos te venden el ticket para ir a un evento a probar videojuegos, ver gente, tener primicias y ya está. No es menor, este año, tener a Yoshinori Ono (productor de Street Fighter) y Mike Ross (Twitch), tampoco es menor traer a actores de doblaje como Leto Dugatkin. Quizás el público, en general, esperaba nombres fuertes como el caso del año pasado como con Troy Baker que venía en alza por The Last of Us y Bioshock Infinite, también con Jessica Nigri y Lindsday Elyse, ambas cosplayers, ¿no? Este año hubo otro enfoque; la experiencia y mejorar la distribución.

Convencer a 45.000 personas para llenar por 4 días el Espacio Riesco no es fácil. Festigame vuelve a ganar por goleada sin tener que recurrir a invitados con nombres apoteósicos. El evento de videojuegos por excelencia se consagra como EL evento del año en todo sentido. Es cosa de ver  las cifras y el feedback.

Gracias Festigame por otro año maravilloso de experiencias y de tener la oportunidad de compartir con la gente bonita que ama y vive de los videojuegos que, así como nosotros, vivimos el festival a concho. ¡Hasta el próximo año! Ya estoy ansioso de saber que traen.

IMG_0322

Y bueno, sí. Después de 4 días comienzas con la negación porque no quieres que se acabe, pero se termina Festigame

 

Comentarios