Sinopsis: Si tuvieras una segunda oportunidad en el amor, ¿harías la misma llamada? Georgie McCool sabe que su relación está en aprietos, lo ha estado por mucho tiempo. Todavía ama a Neal, y él sigue amándola también, profundamente, pero eso casi parece irrelevante ahora. Tal vez siempre fue irrelevante. Dos días antes de la visita que tenían planeada a la familia de Neal para Navidad, Georgie le dice que no podrá ir. Ella es guionista de televisión, y ha surgido un inconveniente en su programa, así que tiene que quedarse en Los Ángeles. Sabe que Neal va a molestarse –siempre está un poco molesto con Georgie- pero no espera que él haga las maletas y se vaya sin ella. Cuando su esposo y los niños salen rumbo al aeropuerto, Georgie se pregunta si finalmente lo logró, si acaba de arruinarlo todo. Esa noche, Georgie descubre una manera se comunicarse con Neal en el pasado. No es viajar en el tiempo exactamente, pero tiene la sensación de que le han dado un oportunidad para arreglar su relación antes siquiera de que empiece… ¿Es eso lo que se supone que haga? ¿O acaso Georgie y Neal estarían mejor si su matrimonio nunca hubiera ocurrido?

 

Reseña: Georgie es guionista y trabaja en grandes series de humor de la televisión, esto era su sueño por lo que, le dedica todo el tiempo posible. Conoció a Neal en la universidad porque trabajaban en el mismo lugar, él, estudiante de oceanografía pero ilustrador de corazón, publicaba historietas en el diario universitario. Neal era tan tímido que ella hizo todo el esfuerzo para que él se fijara en ella y lo logró. Se casaron tiempo después y tuvieron dos pequeñas hijas.

La relación de Georgie y Neal no es lo que se llamaría la más feliz del mundo, siempre han tenido problemas pero en el momento en que tuvieron a sus hijas, las cosas empeoraron. Neal dejó de trabajar y se dedicaba totalmente a la casa y a las niñas, ella por otro lado, solo trabajaba. No se veían mucho y eso provocaba muchas peleas, por trabajo ella cancelaba muchos eventos familiares pero lo que rebalsó el vaso fue cancelar la navidad, todos irían donde la familia de Neal pero ella debía escribir una serie que siempre había soñado llevar a la televisión y al fin había surgido una oportunidad. Esto provocó el enojo total de Neal, no le habló más luego de salir de la casa con sus hijas. Ella no le tomó gran importancia a lo que pasaba hasta que comenzó a sentirse sola y a pensar todo lo que le había pasado. Neal no quería hablar con ella y lo más probable era que ya no la quisiera ver más.landline-segundas-oportunidades-rainbow-rowell-403111-MLU2049599_phixr

Al pasar de los días Georgie se fue a casa de su madre porque no soportaba la soledad y todos los pensamientos que la abrumaban, una vez ahí intentó llamar a su esposo desde su teléfono fijo pero lo que consiguió la dejó impresionada, el hombre con el que logró comunicarse era Neal pero no su Neal actual sino que, el Neal del pasado, el joven, el de 1998, en la misma fecha cuando le pidió matrimonio. El teléfono en casa de su madre era mágico y lograba que ella pudiera hablar con su esposo, en la época en la que aún eran novios. Lo que pasaría después sería lo más importante de su vida, su marido la había dejado pero tal vez recordando su época juvenil podría darse cuenta del error que cometió para que su matrimonio fracasara de esa forma. Tal vez, la vida le estaba dando otra oportunidad.

El libro transcurre en tan solo 8 días, pero es impresionante todo lo que llegas a descubrir de esta pareja en ese tiempo, cada parte del libro es un día y dentro de este, hay varios capítulos que te van separando los distinto hechos, de esta forma, la autora debe haber intentado que el libro fuera un poco más simple de comprender porque en sí es un enredo total.

Cuando comencé a leer el libro, llegó un momento en que no entendía nada, cuando comenzaron a hablar del teléfono mágico, pensé que la protagonista ya se había vuelto loca, me costó un poco aceptar el hecho del teléfono mágico pero una vez ya insertado en mi cabeza todo transcurrió como avión y comprendí que el hecho de tener un este artefacto si era una gran oportunidad.

Me encantó de tal manera que llegué hasta a emocionarme en los últimos capítulos, una que otra lágrima me cayeron. Creo que el real motivo de mi fascinación fue porque me sentía muy identificada por Georgie y su relación. Hace un tiempo tuve una relación que no terminó del todo bien, fue duradera, muy intensa pero gran parte del tiempo eran discusiones y peleas por tonteras. Lo mismo es lo que nos muestran de esta pareja en el libro, ellos discuten tanto por cosas que podrían solucionarse tan fácil, la falta de comunicación por parte de  Neal tampoco ayuda mucho, se aman, sí, pero a veces muchas cosas pueden opacar el amor que se siente por el otro hasta llegar a matar la relación para siempre. Todo esto fue lo que me tocó el alma e hizo que el libro significara tanto para mí porque, como dice la protagonista, llega un momento en que uno cree que el amor es tan incondicional y  que la otra persona nunca se separará de nosotros que no hacemos grandes esfuerzos como al principio de la relación, y así, ese grave error de andar suponiendo te lleva al fin de la relación.

Georgie y Neal son tan distintos que el hecho de que llegaran a casarse supone un amor enorme, cuando se tienen tantas diferencias y tantos desacuerdos es difícil llegar lejos, pero las personas que lo logran demuestran todo lo que se aman, que la lucha constante por mejorar las cosas y seguir adelante lo vale todo, porque la otra persona lo es todo para ti.

Así es el libro, una pareja tan pero tan real que podría ser cualquiera de ustedes, de nosotros, y eso llega a asustar. Yo creo que por esto mismo, la autora deja un mensaje en la primera página para aclarar que los personas y los hechos son todos ficticios pero en el fondo, quizás es hasta una historia personal que tuvo ella y que deseó tener un teléfono mágico para que la ayudara a seguir. No sabes que las relaciones son tan complicada, que alguien puede llegar a ser todo para ti,  ni que el amor puede ser tan fuerte hasta que los vives. Para mí, esta es la razón por la que el libro no tiene tan buena puntuación, porque no todos pueden entender esa complejidad de realidad. Cuando lo vives puedes ver las cosas de otra forma.

Yo recomendaría leerlo en época navideña, ya que el libro transcurre desde el 17 al 25 de diciembre, todo esta contextualizado a esta festividad y el toque del amor, lo hace mucho más emocionante. Así que ya saben, aquí tienen un nuevo libro que pueden leer para la próxima navidad, claro, si es que resisten esperar a leerlo.

Ladline me toco el alma como nunca imaginé, me volvió a dar esperanzas a lo que yo siempre he creído: una pareja puede tener muchas diferencias pero si están juntos es por algo y cada uno debe decidir si vale la pena luchar por ese amor que se tienen, a pesar de todo. Porque juntos harán que lo que tienen sea suficiente para ser felices.

Rainbow Rowell volvió a envolverme el corazón, Landline es de esos libros que te dejan pensando en toda tu vida.

Le puse 5 estrellas es Goodreads.

Comentarios