Sinopsis: Un video, filtrado desde el Vaticano, revela un exorcismo que no resultó. … el demonio deja pistas… su mayor amenaza no está en tu cuerpo… Está en tu alma…

[rating: 2/5]

Ya se encuentra en cartelera Exorcismo en el Vaticano, yo la vi y a continuación les contaré que me pareció.

Los exorcismos son un tema bastante llamativo en el género del terror porque hay registros de que suceden en la vida real. El gran problema es que desde que salió la película El Exorcista en 1973, quedó la vara demasiado alta y ninguna película ha logrado superarla. Pero nunca es bueno comparar así que mejor me enfoco en opinar individualmente de lo que nos presentan esta vez.

VT-Feature90-681x383

Angela es una chica normal, vive con su novio y adora a su padre. No se mete en problemas ni está involucrada en temas de espiritismo o cosas así relacionadas con el diablo.

El día de su cumpleaños se corta un dedo, va al hospital para que le pongan puntos. El drama comienza cuando de pronto aparece un cuervo y le pica el dedo herido. Desde ese instante ella comenzará a cambiar, poco a poco. Por si no saben, hay creencias populares de que el demonio se presenta varias veces en forma de cuervo.

Cuando vi el tráiler me pareció interesante eso de que existiera una cámara secreta en el Vaticano en donde se guardaran los registros de cada exorcismo realizado. Pensé que explotarían un poco más eso pero terminé encontrándome con una historia que es más de lo mismo.

Noticia-14529-exorcismo_en_el_vaticano_2

Visualmente está bien realizada, el maquillaje de la chica la hace ver realmente demacrada y eso es un punto a favor. Las escenografías son las típicas, por ejemplo, un hospital y un centro de salud mental.

El gran problema que encontré es que la primera mitad de la historia es lenta a tal punto, de que si la estuvieras viendo en tu casa, estoy segura de que cambiarías de canal. La segunda mitad se vuelve un poco más interesante, aparece la agresividad y algunas muertes, pero no me gustó el hecho de que estuviera todo tan censurado. Cuando vas al cine a ver terror, esperas un par de escenas sangrientas y acá no nos dan eso.

El ambiente musical tampoco logró atraparme. No hay esa típica banda sonora que, aunque no esté pasando nada, te hace temblar y acelera los latidos de tu corazón.

Yo soy súper cobarde y me decepcionó bastante que esta película no me causara nada. Es demasiado plana e incluso, el clímax, que es cuando le realizan el exorcismo, te causa risa y no miedo.

Cuando vas a ver una película de terror y la gente del cine ríe, es una clara señal de que los directores no hicieron un buen trabajo. Reírse no es malo pero cuando lo haces porque lo que estás viendo es casi ridículo, ahí hay un grave problema.

No todo es malo, el final me pareció interesante y está bien planteado con respecto a lo que dice la biblia sobre la llegada del anticristo. La historia que todo pareciera ser más de lo mismo termina con un vuelco y logra ese punto distintivo que la separa de las otras cintas de su especie.

Exorcismo en el Vaticano es una película de terror que, a pesar de no asustar, puede ser interesante verla por el tema que nos plantea en su escena final.

Comentarios