“En 2003 escribí una novela titulada La Flor Púrpura, sobre un hombre que, entre otras cosas, pega a su mujer, y cuya historia no termina demasiado bien. Mientras estaba promocionando la novela en Nigeria, un periodista… me dijo que quería darme un consejo…

Me comentó entonces que la gente decía que mi novela era feminista, y que el consejo que me daba —y me lo dijo negando tristemente con la cabeza— era que no me presentara nunca como feminista, porque las feministas son mujeres infelices porque no pueden encontrar marido”

Chimamanda Ngozi Adichie

Todos Deberíamos ser Feminista

SINOPSIS: Un libro que recoge el trascendental y emblemático discurso que dio la autora en su TEDx Talk sobre lo que significa ser feminista en el siglo XXI.

Ser feminista no es solo cosa de mujeres. Chimamanda Ngozi Adichie lo demuestra en este elocuente y perspicaz texto, en el que nos brinda una definición singular de lo que significa ser feminista en el siglo XXI. Con un estilo claro y directo, y sin dejar de lado el humor, esta carismática autora explora el papel de la mujer actual y apunta ideas para hacer de este mundo un lugar más justo.

«Hoy me gustaría pedir que empecemos a soñar con un plan para un mundo distinto. Un mundo más justo. Un mundo de hombres y mujeres más felices y más honestos consigo mismos. Y esta es la forma de empezar: tenemos que criar a nuestras hijas de otra forma. Y también a nuestros hijos.»
todos-deberiamosRESEÑA: La breve conferencia de la escritora y feminista africana Chimamanda Ngozi Adichie, autora de La Flor Púrpura y Medio Sol Amarillo, se convierte en libro para explicarnos lo que significa ser feminista y para rebelarse contra los prejuicios que en su sociedad nigeriana, tal como ella lo describe, son mucho más aceptados y profundos que el “machismo encubierto” que vivimos en nuestra sociedad latinoamericana.

Su punto de vista es interesante y orientado a todas las personas, es algo así como un “manual” que nos muestra cómo los tópicos, las frases y las actitudes machistas se han arraigado a tal nivel en nuestra sociedad que ya son parte de nosotros, los aceptamos porque es lo único que conocemos y creemos.

Lo que expone es el reflejo de la sociedad donde nació y creció, expone cómo en su mundo saludar en un restaurante a hombre e ignorar a la mujer es usual y a nadie le molesta ni le sorprende ¿por qué? ella se lo pregunta. Pero el planteamiento más importante es el por qué los prejuicios son tan profundos cuando se habla de feminismo, no solo de parte de los hombres sino de las mismas mujeres. Se ha asociado feminismo con mujeres que odian a los hombres o que lo ven como seres inferiores, con mujeres que no son felices, que son poco femeninas, que no se depilan (?) esos conceptos que están tan presente en los pensamientos de quienes no conocen cabalmente lo que significa ser feminista y que también nos torturan como sociedad. Era imposible durante la lectura, mientras la autora planetaba estos prejuicios, no pensar en el vejatorio término que se ha acuñado en nuestro lado del mundo: “feminazi”, nacido en un mundo donde pensamos que hombres y mujeres parecemos iguales, pero donde las diferencias y prejuicios yacen ocultos, pero latentes y que luchar por la igualdad está pasado de moda y que todo está bien tal cual está.

Para feministas, entre las que me cuento, este libro podría parecernos algo básico, lo que plantea, aunque muy real, parece muy superficial, el libro no alcanza a profundizar en demasía en ninguno de los temas, lo que hace Chimamanda Ngozi Adichie es simplemente llamar la atención y definir de manera correcta lo que significa ser feminista y por qué ese sentimiento debería ser parte de todo el que se diga humanista.

Otro de los aspectos que marcan este discurso es que la autora no se desenmarca nunca del contexto africano y esto podría alejarlo de otras realidades, sin embargo, su estilo claro, sugerente, inteligente y cercano enganchan desde el comienzo y es una lectura obligada para todos aquellos que no entiendan el feminismo o piensen que en el mundo hombres y mujeres son tratados iguales y que ya no existe diferencias de ningún tipo entre hombres y mujeres. Con este libro muchas de las realidades que nos parecen normales son puestas en evidencia.

Una lectura recomendada para comenzar a internarse en el mundo del feminismo, para entender un poco más la sociedad en la que habitamos, son poco más de 50 páginas, se puede leer en un ratito. Pero como siempre son ustedes, mis estimados freaks, quienes tienen la última palabra.

Muy Interesante

Erika Moreno I.

 

 

Comentarios